¿Cómo preparar un Cold Brew en casa?

¿Cómo preparar el Cold Brew?

 

La bebida favorita de muchos y que está de moda en algunas cafeterías de especialidad por su expresivo sabor dulce y con una acidez baja, esto es por su lenta extracción en frio.

Te sorprenderás lo fácil y simple que es preparar esta bebida en casa con este paso a paso.

 

Lo primero que debes saber antes de comenzar:

 

¿Qué molienda debes usar?

Para este tipo de preparación lo más recomendable y común de usar es la molienda gruesa, esto debido al tiempo de extracción. Al usar una molienda fina el café se sobre extraerá y tiende a quedar más amargo por lo largo del tiempo de extracción. 

¿Qué temperatura del agua debemos usar y tiempo de extracción?

A diferencia de otras bebidas de café como el espresso o filtrado, la preparación del cold brew suele llevar horas. Esto se debe, en gran medida, a que se extrae a temperaturas mucho menores, por lo que se tarda más en extraer los compuestos de sabor del café. Lo recomendable es usar agua filtrada a temperatura ambiente o helada.

Este es un método de preparación por inmersión, lo que significa que los granos de café están totalmente sumergidos durante todo el proceso y lo que provoca una extracción muy lenta del café al estar en contacto con el agua fría.

Para disfrutar de un buen cold brew el rango de tiempo de reposo es de 18 a 24 horas en el refrigerador. Así que paciencia.

 

¿Qué café elegir?

Te sugerimos usar un café de tueste medio ya que con un grano más oscuro te puede quedar una bebida más amarga y con sabores carbonizados o ceniza. En este caso usaremos nuestra variedad de Guatemala por su sabor frutoso.

 

Ahora vamos a la practica

Preparación

  1. Nuestra receta es con un ratio 1:10, ósea por cada gramo de café usaremos 10 ml de agua. Puedes utilizar una ratio menor si lo quieres más concentrado.
  2. Puedes usar una prensa francesa o V60 u otro método que tengas de infusión, colocaremos 100 gramos de café (esto depende de la capacidad de tu cafetera) con molienda gruesa. En esta ocasión usaremos nuestra variedad de Guatemala por sus notas a cacao, a frutas cítricas y sabor limpio.
  3. Luego Vierte 1000 ml de agua fría (filtrada) por encima del café.
  4. Con una cuchara mezcla o remueve enérgicamente el café con el agua.
  5. Dejar en tu refrigerador unas 18 a 24 horas. Luego baja el embolo de tu prensa (no bajar antes). Si usaste V60 viértelo en otro recipiente con filtro de papel para que te quede una bebida más limpia.

 

Y listo…ahora ya puedes disfrutar de este exquisito cold brew, y lo puedes combinar con otras bebidas heladas.

Te dejaremos otras recetas para que puedas preparar.

Cuéntanos que te pareció esta receta.

https://youtube.com/shorts/yB0X2WJmi4I?feature=share

 


Publicación más antigua

Dejar un comentario